Estudios — 25 marzo, 2014 a las 3:19 pm

El Sobrepeso-obesidad, ¿Enfermedad o defensa fisiológica?

Por

Existen muchas maneras de ver una misma situación, en la vida son muy pocas las que se pueden considerar verdades absolutas y mucho dependerá del cariz con que se observen y evalúen. Para ello, los conocimientos previos, los prejuicios, la experiencia y las preferencias, entre otras, influirán de manera directa sobre las conclusiones que vayamos a sacar.

En ese sentido uno de los mayores retos de los agentes de salud es dar soluciones verdaderas a nuestros clientes o pacientes y si vemos que algo no está funcionando de manera adecuada, plantear opciones diferentes, siempre con sólido sustento científico, aplicarlas, evaluar evolución y de acuerdo a ello tomar nuevas decisiones, desde allí parte mi convencimiento que ser agente de salud es más un arte que una ciencia exacta.

Sistema de Salud y Sobrepeso-obesidad ¿Enfermedad o no enfermedad?

En relación al tema de Sobrepeso-obesidad veo una muestra más de nuestros lamentables “sistemas de salud” enceguecidos por su propia maraña de procedimientos disfuncionales y que a pesar de no estar dando resultados positivos -las estadísticas de las últimas décadas así parecen confirmarlo- se persiste en la misma visión estrecha, complicada y muchas veces soberbia. El origen del problema está en el concepto de qué es el Sobrepeso-obesidad y qué entendemos por enfermedad.

grafico imc

¿Qué entendemos por enfermedad?

Podemos entenderla como algo contrario a la salud, consecuencia de la alteración del normal estado fisiológico y/o morfológico.

¿Por qué los tratamientos para bajar de peso no funcionan?

Pienso que es un problema de visión, nos hemos especializado en la enfermedad, ¡pero que poco sabemos de la salud! Existe la tendencia a etiquetar a todo aquello que reúne una serie de “signos y síntomas” que hemos estandarizado previamente, como enfermedad, pero la realidad es mucho más simple que eso.

¿Por qué el Sobrepeso-obesidad no puede considerarse enfermedad?

Imaginemos un caso, tenemos una persona que mide 170 cm. sexo femenino, pesa 62 kg. y por cambios en su vida (laborales, personales, etc.) empieza a comer gran cantidad de alimentos, muchas veces “por ansiedad”, sobre todo hidratos de carbono. Como saben, no soy partidaria de contar calorías, pero para que se entienda mejor, hablemos de una dieta de 4000 kcal. de esas 60% provenientes de los hidratos de carbono y nuestra amiga solo tiene un gasto calórico de unas 1800 kcal. Además, esta persona es totalmente sedentaria, tiene un trabajo muy estresante, duerme poco, come por ansiedad, etc.

22

Imaginen que esta persona está en ese ritmo durante 12 meses e imaginen que no aumenta ¡¡ni un solo gramo de grasa!! ¿No se preocuparían? ¡¡Yo sí me preocuparía!! Simplemente porque cuando recibimos un exceso de energía, sobre todo en forma de hidratos de carbono, tenemos una capacidad muy limitada de almacenarlos como tales (apenas unos cientos de gramos en hígado, músculos y sangre) y luego empezamos a convertir ese exceso de hidrato de carbono ¡en grasa!

Entonces, el Sobrepeso-obesidad es un proceso de adaptación fisiológica

En otras palabras si la persona de nuestro ejemplo no convirtiera el exceso de hidratos de carbono en grasa, aumentando su porcentaje de grasa y por lo mismo llegando a la obesidad, no tendría otra opción metabólica que “vivir” en hiperglicemia a todo momento! Lo cual sabemos es imposible.

En resumen

Convertir el exceso de hidratos de carbono en grasa es un proceso fisiológico y repito es un proceso fisiológico de defensa de nuestro organismo ante una hiperglicemia post-prandial. De esta manera podemos entender que el Sobrepeso-obesidad no es otra cosa que un proceso de adaptación fisiológica, indeseable seguramente, ante el exceso de consumo de hidratos de carbono en la dieta y su escasa utilización a partir del ejercicio físico, pero de no presentarse la persona rápidamente enfermaría y moriría a causa de la hiperglicemia post-prandial. En otras palabras, lo que mal llamamos enfermedad es en realidad un sistema de defensa, ¡que funciona a la perfección!

Finalmente, decir que el Sobrepeso-obesidad es una epidemia, enfermedad o etc. es un grave error u horror de concepto y como lo que empieza mal termina mal, simplemente terminamos dando tratamientos totalmente equivocados, como los bajos en calorías, con 55 o 60 % de hidratos de carbono con los evidentes fracasos que se vienen cosechando. Puede que luego de leer este comentario te hayas empezado a preguntar, y entonces, ¿Cuál es la estrategia correcta? En mi siguiente comentario te presentaré varias alternativas, por ahora te animo a comentar, debatamos de manera alturada y en búsqueda de más preguntas y respuestas.

Foto: mrd00dman via photopin cc

Acerca de 

Mi profesión que es la nutrición encierra muchos logros y éxitos que llegan por sí solos cuando veo a cada uno de mis pacientes preocupados e interesados por conocer cuál es la manera ideal de llevar buenos hábitos y aprender las formas y los modos de tener una mejor calidad de vida.

Soy parte del Grupo Obegenics (Science in Nutrition) que nació por el compromiso con México para poder contribuir a combatir el alto grado de obesidad en nuestro país.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*