Salud y Vida — 20 mayo, 2015 a las 11:00 am

El peligro de las sopas instantáneas

Por

El consumo habitual de sopas instantáneas puede provocar obesidad, hipertensión y elevación del azúcar en sangre. También aumenta los niveles de calorías y grasas malas. Tan sólo en México se consumen a diario más de 4 millones de vasos.

Pot Of Instant Chicken NoodlesLas sopas instantáneas son una comida rápida que se ha popularizado mucho en los últimos años ya que representa una opción fácil y económica para aquellas personas que está cortas de tiempo para cocinar y/o comer algo más saludable. Aunque probablemente quienes las consumen no las consideren precisamente como un alimento saludable, si suelen creer que son menos malas que las hamburguesas, los burritos, las papas fritas o cualquier otra comida rápida.

“Este producto ingresó al mercado nacional a principios de la década de 1990 y, a partir de entonces, su presencia se ha expandido al grado de estar disponible en cualquier establecimiento de abarrotes y autoservicio, incluso en las comunidades más alejadas”, apunta el Colegio Mexicano de Nutriólogos.

Por suerte, en la actualidad, se ha difundido información en la que se afirma que el consumo de sopas es riesgoso para la salud, sobretodo en personas con presión arterial alta o diabetes. Para el grueso de población (en condiciones relativamente sanas) no implica este tipo de problemas, pero tampoco significa que deban consumirse a diario.

“Se debe a la cantidad de sodio que contienen. Cada vaso incluye 1.2 gramos, lo que representa la mitad del requerimiento diario en personas sanas. Sin duda, esta cantidad es exorbitante y puede tornarse peligrosa en las personas con las enfermedades mencionadas”, reconoce el Colegio Mexicano de Nutriólogos.

También se asegura que es peligroso consumirlas porque contienen un aditivo llamado glutamato monosódico, sustancia a la que se le ha dado el calificativo de veneno.

noodlesEl consumo de sopa instantánea se relaciona con el Síndrome Metabólico

Un reciente estudio publicado en el Journal of Nutrition, pudo determinar que las mujeres que consumieron sopa instantánea 2 veces por semana fueron 68% más propensas a tener síndrome metabólico, que es un problema de salud que deriva trastornos graves como la obesidad, hipertensión arterial, elevación de azúcar en la sangre, triglicéridos y bajos niveles de colesterol bueno HDL.

Además, las personas que consumieron más sopas instantáneas obtuvieron una mínima cantidad de nutrientes importantes como proteínas, calcio, fósforo, hierro, potasio, vitamina A, niacina y vitamina C, en comparación de quienes no consumen este tipo de alimentos. Además, se incrementaron los niveles de grasas malas, calorías y sodio.

¡Apuesta por una dieta saludable y goza de buena salud!

Comer sopa instantánea ocasionalmente no representa un peligro para la salud, pero el incluirla con regularidad puede derivar problemas de salud graves en un futuro. Lo mejor es optar por una buena alimentación con alimentos frescos, naturales y saludables para nuestro organismo. Para eliminar por completo los alimentos procesados de la dieta, lo mejor es planear el menú con anticipación y cumplirlo todos los días de la semana.

Fuente: http://www.eluniversal.com.mx/

Acerca de 

Mi profesión que es la nutrición encierra muchos logros y éxitos que llegan por sí solos cuando veo a cada uno de mis pacientes preocupados e interesados por conocer cuál es la manera ideal de llevar buenos hábitos y aprender las formas y los modos de tener una mejor calidad de vida.

Soy parte del Grupo Obegenics (Science in Nutrition) que nació por el compromiso con México para poder contribuir a combatir el alto grado de obesidad en nuestro país.

Deja un comentario