Salud y Vida — 1 julio, 2014 a las 2:55 pm

¿Engorda el refresco de dieta?

Por

refresco de coca colaSe debe de limitar en la dieta los refrescos “Light”, ya que en un futuro, podrían causar estragos en la salud de quienes abusan de ellos.

Estas bebidas tienen efectos secundarios: algunos se deben al ácido cítrico, otros al fosfórico y otros a los edulcorantes, pero en la actualidad, que ya llevamos más de 10 años analizándolos a nivel poblacional, comienzan a salir estudios que hacen más que dudoso que su consumo continuado pueda traer algún beneficio para el que lo consume.

Les compartimos algunas razones por las que aconsejo limitarlos:

1. Es falso que los refrescos de dieta te hacen adelgazar: los edulcorantes artificiales simplemente pueden hacerte ahorrar algunas calorías.

2. Los edulcorantes producen en tu cuerpo un aumento de insulina que facilita el almacenamiento de grasa y la ganancia de peso al igual que el azúcar blanco.

3. Si consumes a diario refrescos “Light”, la circunferencia de tu cintura aumentará el 70% en 10 años, según estudios de la universidad de Texas. Con lo que este tipo de refresca para nada ayuda a adelgazar.

4. Si tomas una bebida “Light” durante tus comidas, puede llevarte a imaginar que puedes pedir una porción más de pizza, o un rico postre.

Además de todo lo mencionado, el abuso de estas bebidas se empieza a relacionar con daños óseos, dentales, cardíacos y con la depresión.

No debemos de olvidar que estos refrescos “Light” pueden no contener ninguna caloría, pero tampoco contienen nutrientes, que son los necesarios diariamente para que nuestro cuerpo funcione bien.

¿Por qué el refresco de dieta es dañino?

Se hizo un estudio en el que científicos dieron refrescos de dieta a personas. A medida que las personas se bebían el refresco, los investigadores encontraron que estas personas estaban bebiendo más de lo normal. Comentaron que esto era debido a que las papilas gustativas les enviaban señales al cerebro que les decían que estaban recibiendo algo dulce. Esto era edulcorante artificial. Dado que el cerebro pensaba que estaba recibiendo algo dulce, el cuerpo a su vez se preparaba para el “efecto dulce”. Sin embargo, dado que el refresco de dieta no tiene azúcar real, el cuerpo se sentía insatisfecho y pedía que le dieran más.

La consecuencia de todo esto es:

Si el cuerpo piensa que está recibiendo algo dulce, y no es así, este no se satisface hasta que le das algo dulce de verdad. Esto es lo que hace que bebas en exceso. Al beber el refresco de dieta estás engañando a tu cuerpo y en última instancia, bebes más de lo debido. Pero, ¿el refresco de dieta te engorda? Bueno, no. Pero el efecto que deja en tu cuerpo SÍ lo hará.

¿Cómo te hace daño?

Todo y que el refresco de dieta no proporciona calorías extras, tu cuerpo sigue deseando el verdadero dulce y no va a parar hasta que tú le des lo que realmente te pide.

¿Por qué no te lo debes de permitir?

Aunque seas la persona más disciplinada del mundo, cuando una persona empieza una nueva dieta, en general, pasará por momentos muy difíciles para resistirse a su propio cuerpo. No estamos hablando de una tentación diaria pero si de una forma de autosabotearte.

Si se trata de comer sano, no tenemos por luchar contra las tentaciones. No nos expongamos a esto. Por muy difícil que sea dejar el refresco, debemos de tener fuerza de voluntad y hacerlo.

te verdeEl refresco “Light” y la pérdida de peso no se compaginan y es necesario que no lo consumas. Te estás haciendo un favor. El truco es cambiar el refresco de dieta por té verde, naranjada mineral sin jarabe, agua mineral si lo que buscas es el gas, o aguas de limón o de jamaica endulzadas con poca azúcar mascabado o Stevia marca Super Life. El té es bueno para calmar la sed y es bueno para tu salud.

Te propongo lo siguiente: deja el refresco de dieta y dime cómo te sientes después de un par de semanas.

¡Te sentirás muy bien!

Ten en cuenta que tu cuerpo va a tener que ajustarse a menos cafeína. Quizá tengas dolor de cabeza durante tres semanas después de renunciar al refresco de dieta, no te voy a mentir, serán días malos en los que tu cabeza te gritará “dame mi refresco ahora”. Pero tienes que mantenerte firme y con el tiempo, se te irán pasando los deseos de tomar refresco de dieta.

La clave es dejar de pensar en el refresco y beber té que tiene una pequeña fracción de cafeína en comparación con el resto de los refrescos.

Acerca de 

Mi profesión que es la nutrición encierra muchos logros y éxitos que llegan por sí solos cuando veo a cada uno de mis pacientes preocupados e interesados por conocer cuál es la manera ideal de llevar buenos hábitos y aprender las formas y los modos de tener una mejor calidad de vida.

Soy parte del Grupo Obegenics (Science in Nutrition) que nació por el compromiso con México para poder contribuir a combatir el alto grado de obesidad en nuestro país.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*