Salud y Vida — 17 octubre, 2014 a las 12:35 pm

Estrés y percepción de los alimentos

Por

dulcesUn nivel elevado de estrés puede provocar en algunas personas que tengan deseos de comer más alimentos dulces. Un estudio realizado por investigadores del Centro Monell de Estados Unidos, que se dedica a la investigación científica básica interdisciplinar sobre los sentidos del gusto y el olfato, concluye que el estrés puede afectar a la percepción del sabor de los alimentos. En esta investigación se han localizado en las células gustativas responsables de la detección de los sabores que son los receptores activados para las hormonas del estrés.

Los expertos sugieren que estas hormonas denominadas glucocorticoides, actúan directamente sobre las células receptoras del gusto en condiciones de estrés, por lo que afectan a su funcionamiento y responden a los estímulos de sabor. Cuando se habla de estrés, se hace referencia a una amplia gama de situaciones que tienen en común la segregación de las hormonas glucocorticoides, por ejemplo la ansiedad, el miedo, una lesión física o el ayuno (quienes hacen dieta pueden sufrir cierto nivel de estrés). Los glucocorticoides son hormonas necesarias para que el organismo pueda resistir determinadas situaciones de estrés, tienen una acción reguladora y están implicadas en numerosos procesos metabólicos.

Al verse alterada la percepción de determinados sabores, y especialmente el sabor dulce, estos resultados pueden proporcionar la explicación sobre el mecanismo molecular por el que algunas personas que experimentan un estrés intenso, comen más alimentos dulces.

chocolateLas implicaciones y los efectos pueden ser más amplios afectando a las células del gusto de otros órganos, como por ejemplo los receptores del gusto presentes en el páncreas o el intestino. En investigaciones anteriores realizadas también por este instituto, se han localizado estos receptores en el estómago, en el cerebro y en los pulmones, aunque no se sabe con certeza por qué están presentes en estas localizaciones.

Estos receptores presentes en el páncreas y en el intestino podrían estar alterados por el estrés y concretamente por las hormonas glucocorticoides, por lo que también podría sufrir una alteración el metabolismo de azúcares y otros nutrientes que afectan al apetito. Estos resultados obligan a realizar nuevos estudios para desvelar cómo afectan al sistema del gusto estas hormonas del estrés.

Acerca de 

Mi profesión que es la nutrición encierra muchos logros y éxitos que llegan por sí solos cuando veo a cada uno de mis pacientes preocupados e interesados por conocer cuál es la manera ideal de llevar buenos hábitos y aprender las formas y los modos de tener una mejor calidad de vida.

Soy parte del Grupo Obegenics (Science in Nutrition) que nació por el compromiso con México para poder contribuir a combatir el alto grado de obesidad en nuestro país.

2 Comments

  1. Hola!
    Buenas tardes Dra. Norma de que manera podre obtener consulta con usted. Mi problema es que no pyedo viajar a su clinica. Será pocible que por este medio yo le envie mi historial clinico y en base a ello usted me de una dieta de a?
    Gracias mi nombre es Gina Zuñiga.

Deja un comentario