Ya comenzó uno de los eventos más esperados cada 4 años: el Mundial. Los futbolistas de élite, en estos eventos tienen un gran desgaste y como no, deben de cuidar más que nunca su alimentación ya que marcará la diferencia en su rendimiento.

pasta carbohidratos alimentacion mundialLos futbolistas de élite deben cuidar lo que comen todos los días de la semana si luego quieren rendir de forma óptima durante un partido. Las selecciones participantes en este Mundial ya llevan semanas concentradas para recuperarse físicamente y mentalmente de sus respectivos campeonatos y afrontar con éxito este gran evento.

Las diferencias en el rendimiento entre futbolistas bien y mal alimentados son mucho más importantes de lo que uno puede imaginar. 

De hecho, la alimentación debe estar “estratégica y tácticamente diseñada” ya que puede marcar una diferencia en el rendimiento del jugador que “puede superar márgenes de más del 40 por ciento en sus depósitos de combustible muscular”.

Las distancias que puede recorrer un futbolista varían de 10 a 14 kilómetros según el puesto que ocupe en el equipo. Además, realizan saltos y carreras de mayor o menor longitud y con mayor o menor continuidad, pero de una alta intensidad. La demanda energética varía en cuestión de décimas de segundo. Para tener el combustible necesario ante este esfuerzo, la energía procede fundamentalmente, de los hidratos de carbono, en muy escasa medida de las proteínas y nada de las grasas.

arroz carbohidratos alimentacion mundialLa alimentación de estos deportistas debe de ser rica en arroz, patatas y pasta, en un primer lugar, seguido de verduras, frutas, pescado y carnes (tanto blancas como rojas). En este mismo orden de cosas, queda prohibido el consumo de alcohol y muy limitadas las grasas saturadas, presentes en embutidos, dulces o todo tipo de bollería. Es fundamental, también, que el futbolista esté perfectamente hidratado, tanto en los entrenamientos como en el partido. Es muy importante no tener sensación de sed, así que debe de beber, durante los entrenamientos con una frecuencia de cada 20 minutos, unos 20-30 centilitros de agua.

Para que un jugador pueda llegar a las más altas competiciones, ya desde niño debe de aprender a alimentarse sanamente, de esta forma, sus cuerpos, al llegar a las categorías superiores, ya están biológicamente entrenados.

Una estrategia alimentaria para todo un equipo de futbol de alta competición, debe de empezar desde la pretemporada hasta el final de cualquier competencia, en este caso, hasta la final del Mundial. Influyen en la alimentación, también, las condiciones ambientales, los viajes, los cambios de horario, los descansos, los partidos, los entrenamientos, etc.